Presentación y programa

Desde la revolución digital, los sectores que se dedican a la educación y a la cultura trabajan, con más o menos medios, para adaptarse a los cambios de todo tipo que provocan las tecnologías de la comunicación y el conocimiento en nuestras sociedades. Internet, el software libre, las redes sociales y la tecnología móvil han alterado no sólo la manera tradicional de relacionarnos sino también de acceder a la información, crear nuevos contenidos y hacerlos públicos o asequibles. Como ha quedado patente a escala global a raíz de la emergencia mundial provocada por la pandemia SARS-CoV-19, los retos en materia de digitalización que están afrontando hoy las escuelas, las universidades, los museos y, en general, las instituciones dedicadas a la formación de los ciudadanos son ya inaplazables y deben ser una prioridad.

Con independencia que el entorno formativo sea en línea o presencial, el ecosistema digital ofrece herramientas que pueden ayudar al docente, al creador de contenidos educativos o al gestor cultural a desarrollar recursos adaptados a las necesidades educativas a las que se intente dar respuesta en cada caso con total autonomía, sin conocimientos de programación e, incluso, sin costes económicos adicionales más allá de los límites del propio saber y de la creatividad.

Las aplicaciones (o apps o aplis) educativas y culturales son programas adaptados a los dispositivos móviles que permiten crear un plan pedagógico completo diseñado para trabajar un marco competencial y unos objetivos determinados. Por ello, son herramientas especialmente útiles para convertir temas, exposiciones o itinerarios formativos, de tipologías y niveles muy diversos, en historias interactivas digitales adaptadas a la realidad tecnológica de los centros y los usuarios potenciales. Si son conceptualizadas, diseñadas, prototipadas y, finalmente, desarrolladas conforme a las finalidades planteadas originalmente, las aplicaciones educativas y culturales son un recurso educativo flexible, eficiente y de gran calidad que puede contribuir de manera significativa a afrontar los retos educativos actuales.

Con un enfoque práctico y una metodología de enseñanza por proyectos, el Postgrado en Desarrollo de Aplicaciones Educativas de la UOC (ver el programa) proporciona las herramientas y los conocimientos para crear y difundir una aplicación educativa propia. De este modo, el alumnado tendrá a su disposición los conocimientos teóricos y las herramientas prácticas para planificar, producir y supervisar un proyecto real de acuerdo con sus objetivos y con un conocimiento integral de todos los procesos implicados. En el Dosier de bienvenida (DAE), encontraréis toda la información sobre el posgrado.

En la serie de tres vídeos siguientes, puedes ver un ejemplo de los diferentes pasos del proceso de creación del apli Politiko, pensada para debatir sobre los aspectos que intervienen en las decisiones políticas en un estado democrático y el impacto que tienen en la sociedad, a partir de un caso real de tanta actualidad como la gestión de la crisis de la pandemia SARS-CoV-19:

Vídeo 1. Definición de los temas, los objetivos pedagógicos y los contenidos; contextualización del reto; potencial del medio, y guión interactivo.

Vídeo 2: Estructura de contenidos; diseño del storytelling digital; elección del software, y prototipado.

Vídeo 3: ¿Cómo enfocamos el postgrado? Planteamiento, estructura y asignaturas.